La campaña catalana en 72 fotos

Han luchado por ellas durante 15 días. Imágenes que transmitieran el mensaje. Fotos que supieran comunicar la capacidad de uno u otro candidato para liderar el país. Estampas que debían mostrar el apoyo, la capacidad, el poder… La ilusión, la unión. La fuerza de sus ofertas políticas.

Estas son 72 imágenes de la campaña electoral de las elecciones al Parlament de Catalunya. Aunque si me tuviera que quedar con una, sería la que se muestra sobre estas líneas. Mas y su mujer son la imagen de esta campaña. La foto de estas elecciones. Te invito a conocer las fotos restantes.

6 ideas para la jornada de reflexión

La jornada de reflexión de las elecciones catalanas de 2006 fue atípica. El hecho que cayera en día laboral –martes, 31 de octubre-, le dio un carácter muy distinto. Hasta la tradicional foto de los canidatos en La Vanguardia fue diferente,  pudimos ver a los candidatos de los cinco partidos con representación parlamentaria –Artur Mas, José Montilla, Josep-Lluis Carod-Rovira, Josep Piqué y Joan Saura- posando juntos en las obras del tren de alta velocidad.

Los cinco, subidos a una viga, posaban sonrientes y confiados. Incluso relajados. Emulando a la famosa foto de los obreros comiendo en la construcción del Empire State Building en Nueva York, los hombres –ninguna mujer entonces- llamados a definir el futuro de Catalunya miraban a los objetivos con las piernas colgando.

Esa jornada de reflexión fue atípica y dio un contenido informativo común. Pero… ¿qué hacen nuestros políticos cuando el espectáculo de la campaña termina? La respuesta más común: descansar. Relajarse con sus familias y disfrutar de un día sin prisas, flashes y declaraciones. ¿Hacen bien? ¿Deberían hacer algo más?

Existen múltiples formas de comunicar atributos del candidato sin hacer un acto de campaña. Sin violar la ley, la jornada de reflexión puede ser un momento comunicativo relevante. Otra cosa es que la pesada losa de la tradición nos impida arrastrar al candidato del comedor de casa y las zapatillas a una acción que comunique qué tipo de presidente quiere ser.

Sarkozy no dudó en hacerlo el mismo día de las elecciones. ¿Qué mejor presidente podía tener Francia que un hombre a caballo? Eso debieron pensar sus asesores, que no dudaron en aprovechar el descanso del futuro presidente en la campiña francesa para conseguir una photo-op del candidato montado a caballo. De golpe, el candidato a presidente se atribuía toda la imagen de poder, de dirección y liderazgo que se le puede pedir a un presidente de la República. Reclamando la tradición centenaria de monarcas, dictadores y generales en posición de gesta, Sarkozy quiso despertar en los franceses la imagen de Napoleón.

En un contexto muy diferente, Barack Obama pasó las horas previas a su toma de posesión ayudando a una organización benéfica. Se acercó a unas viviendas en construcción y no dudó en coger el rodillo para pintar las paredes. Esa sola acción envolvía su propio mensaje de ayuda, cooperación y desarrollo. La idea de inclusión de otros temas en su agenda política.

¿Y hoy? ¿Qué cosas podrían hacer hoy los candidatos de los partidos con representación parlamentaria? A esta pregunta di respuesta en la II Maratón de Comunicación y os recuerdo a continuación mis seis ideas para los candidatos.

La bicicletada de Artur Mas

Artur Mas podría haber aprovechado esta jornada electoral para hacer deporte. Él y José Montilla son los candidatos con mayor edad, y aunque la experiencia es un grado incalculable, nos gusta ver en nuestros líderes vitalidad. Mas podría coger la bici en algún pueblo del corazón de Catalunya, en Osona, el Bages o el Ripollès. Rodeado de verde y acompañado. Reforzar dos de sus flancos: la percepción que él y CiU no se preocupan por el medio ambiente y esa idea de líder solitario, sin equipo. Algo falso que podría visualizarse practicando un deporte que tanto necesita de un equipo como el ciclismo.

La visita social de José Montilla

Mucho se ha hablado del colegio de los hijos de Montilla, un centro privado y alemán. ¿Y si José Montilla dejara el despacho por un día y diera una valiosa lección a sus hijos? El president podría visitar a título personal y sin cámaras una organización con vocación y acción social y enseñar a sus hijos la importancia de la cooperación, el desarrollo y la ayuda a quienes peor lo pasan. Conocer de esa faceta del president reforzaría su flanco izquierdo y humanizaría la imagen fría del candidato.

Las galletas de Joan Puigcercós

El candidato de ERC tiene una imagen muy tosca. Dura. Violenta. Ya sea por su expresión facial, la dureza de su barba o la imagen que ha construido (o destruido) Polònia, no es percibido por sus bondades. Las declaraciones sobre los impuestos en Andalucía no le han ayudado mucho. Sin embargo, Puigcercós es un gran padre de familia. ¿Por qué no aprovechar esa realidad? Quizás Puigcercós podría pasar el día en su tierra natal, Ripoll, y acercarse a un pueblo cercano como Camprodon. Este maravilloso pueblo catalán tiene, además de un fantástico centro histórico, a una empresa extraordinaria. Las galletas Birba, artesanas y deliciosas, se fabrican en el pueblo. ¿Y si Puigcercós visitara un centro económico para el pueblo como ese, a título personal, y dejara a sus hijos jugar a hacer galletas? Una foto de ese momento comunicaría mucho de Joan Puigcercós.

El Facebook de Alicia Sánchez-Camacho

La candidata del PPC actualiza personalmente su Facebook. Cuenta cosas personales, se relaciona con su electorado. Para vencer la imagen negativa que su lucha contra a inmigración ha generado, podría hacer de la red el espacio para parecer más humana. Sánchez-Camacho podría pasar este sábado en el Raval. Comprar en la Boqueria algo para cenar, entrar por la calle Església y tomar algo en alguna terraza. Compartir charla con los dueños de los negocios y terminar yendo hacia el mar por la Rambla del Raval.

El paseo hasta el Fòrum de Joan Herrera

Joan Herrera, el candidato de ICV-EUiA, podría pasar parte de este sábado paseando en bicicleta por el litoral de Barcelona, siempre y cuando el tiempo lo permita. Podría hacerlo con Lluc, si hijo. De este modo podría simbolizar en el más pequeño de los Herrera el futuro y los motivos por los que el candidato ecosocialista se presenta a las elecciones. La foto perfecta la tendría descansando un poco bajo las placas solares del Fòrum y mientras le enseña a Lluc para qué sirve esa gran estructura.

Albert Rivera se va al cine

Tras hablar sobre lengua, lengua y más lengua a lo largo de la campaña, Albert Rivera podría ir al cine este sábado con su pareja. Un buen momento para descansar. Lo importante en este caso es la elección de la cinta… y el idioma. Rivera podría hacer de eso un mensaje. La elección no es fácil ya que aunque él reniegue de la ley del cine aprobada por el Parlament de Catalunya, lo tendría bastante difícil para ver cine en catalán. Como la mayoría de películas comerciales no está doblada a esta lengua, Rivera debería ir a ver una que lleva ya varias semanas en cartelera: Herois. Una bonita historia cuyo título ya es de por sí un mensaje. En catalán, claro.

Microentrevistas de campaña: Joan Puigcercós

No eliminaremos el Impuesto de Sucesiones para las rentas más altas como plantean CiU y PP

Las encuestas vienen alertando desde hace meses del castigo electoral que los votantes de ERC podrían infligir al partido de Macià y Companys. Esquerra plantea estas elecciones como un momento vital en el que pueda seguir siendo una fuerza decisiva en la política catalana. La cuestión no es menor: el PPC podría volver a ser la tercera fuerza con más escaños y arrebatarle a Esquerra ser bisagra en la próxima legislatura.

Quizás por lo importante del momento, el partido que lidera Joan Puigcercós ha optado por despertar a sus bases con una campaña centrada en historias personales, en la gente valiente. Dar relevancia a la gente. Mucho tiene que ver con esa necesidad de no esconder el voto o las simpatías hacia ERC, especialmente cuando en el ámbito independentista han aparecido nuevas ofertas electorales como Solidaritat Catalana, con Joan Laporta al frente, y Reagrupament, con un ex consejero de Esquerra como líder, Joan Carretero. Y es especialmente importante porque reclama la valentía de la gente de Esquerra ante la tentación de optar por las otras ofertas.

Puigcercós tiene el reto de amortiguar la caída y jugar en una campaña bipartidista. Así, consiguió su hueco con unas polémicas declaraciones sobre las inspecciones fiscales, que en Catalunya eran, según él, muy superiores al resto de España. Y ahí soltó su famosa frase que en Andalucía no pagaba impuestos ni Dios. Le siguió una actuación positiva en el debate a seis que ya casi nadie recuerda y retó a Mas a un compromiso preelectoral.

Pero… ¿qué piensa Puigcercós de otros temas? Le preguntamos. ¿Si fuera presidente…?

¿Cuál será la primera medida que pondrá en marcha para acabar con la crisis?

No tengo un remedio milagroso contra la crisis, y soy consciente de las limitaciones de la Generalitat. Ahora bien, debemos saber exprimir los recursos de los que disponemos. Tenemos la necesidad de fortalecer el tejido productivo de este país que es una de sus fortalezas, de incentivar a los emprendedores, de seguir potenciando la investigación y la innovación, de incentivar el crédito a la pequeña y mediana empresa … y puedo decir que no haría: eliminar el Impuesto de Sucesiones para las rentas más altas como plantean CiU y PP.

¿Qué solución propone para acabar con el paro?

Las grandes decisiones en política económica se toman en España. Y allí no tienen la clave para acabar con el paro. En este caso, necesitamos mejorar e incentivar la formación, mejorar los programas de inserción laboral y crear mejores condiciones para la proliferación de empresas en nuestro país haciendo más atractiva la apertura de sedes de otras empresas en Catalunya. Esto pide una política fiscal propia, más y mejores recursos que pasa por gestionar y administrar desde Cataluña todos los tributos que se generan.

¿Se multará a las personas que no rotulan sus negocios en catalán?

La gente tiene derecho a poder ser atendida e informada en catalán en Catalunya. Y por eso se deben hacer leyes y todas las leyes, todas, prevén una sanción ante su incumplimiento. Por otra parte, hay cientos de disposiciones que multan por no rotular en español, ¡cientos!

¿… Independencia?

Sin duda, si disponemos de una mayoría en el parlamento sería el paso natural y necesario y, posteriormente, ratificarlo en un referéndum.

¿Utilizará internet para comunicarse directamente con los ciudadanos durante su mandato?

Ya lo estoy haciendo. Pero tampoco quisiera engañar a nadie. Tengo unas limitaciones para responder y hablar con los ciudadanos, a todos individualmente no puedo llegar. Pero hasta allí donde soy capaz lo hago.

Arañar votos con un spot electoral

Con el inicio de la campaña electoral en Catalunya, llegan a las televisiones públicas los anuncios electorales de las distintas formaciones políticas. Atrás quedaron los largos anuncios y los bloques con cortinilla que anunciaban el sopor. Era, hace ya unos años, un momento óptimo para acercarse al baño. Ahora, camuflados entre el resto de anuncios de marcas y productos, los partidos tienen el reto de sorprender, convencer y generar confianza. ¿Cómo lo están haciendo los partidos catalanes?

CiU

En un minuto, Artur Mas busca la complicidad que nunca ha tenido de los catalanes. Ha ganado dos veces las elecciones, como él mismo comenta, es respetado, pero no amado. A ello, mucho han contribuido sus caricaturas, su imagen de pijo y de superioridad. Por eso, este anuncio es íntimo y personal. Acerca al candidato a la gente.

Mas seduce. Nos cuenta porque los años en la oposición merecían la pena. Basa su relato personal en la épica del sacrificio. Y llega al punto clave del mensaje: debe ganar porque se lo merece. Ha esperado mucho.

Tras la intimidad, Mas se rodea de gente. Mucha gente. La mayoría que él quiere para su partido. Empiezan los cánticos de “Mas president”. Eleva el tono. Le pone fuerza a su discurso y promete “Una Catalunya millor”.

Senyeres, un piano que sube la intensidad y movimientos cortos y ágiles de la cámara acompañan al candidato.

El segundo vídeo de campaña, más corto (32 segundos) recicla el vídeo de presentación de Cativistes y cambia el discurso. Pide la unidad de los nacionalistas y una gran mayoría. Busca la centralidad de CiU como fuerza vertebradora de ese espacio.

Voz en off, centenares de banderas y ausencia del candidato.

PSC

Lo presentaron hace unas semanas bajo el título de “La vida de Monti”. Ahora, substituyen la carátula y lo centran en el PSC. Adaptación de la mítica escena de la película “La vida de Bryan” donde se reivindica la acción de gobierno del PSC.

El anuncio es corto (32 segundos), divertido, ameno e informativo. Una manera de llegar a muchos ciudadanos a los que no interesa la política. Es, quizás, la apuesta más arriesgada de los grandes partidos: esa mezcla de política, humor y un cine que no es precisamente mainstream puede ser una debilidad en su eficacia. En todo caso, es diferente, innovador y arriesgado, algo que no se lleva demasiado en comunicación política.

La ausencia del candidato es notoria. Ni aparece ni pide el voto. El PSC sigue la estrategia de sorprender y centrar el discurso en logros, antes que personalizar la campaña.

ERC

Esquerra sigue probando con el poder del relato, la emoción y dar el protagonismo de su campaña a la gente. Bajo el mensaje de “Gent Valenta”, los independentistas encarnar su propuesta en la historia de Núria, una catalana a punto de votar. Antes de emitir su voto, la voz en off –femenina- nos cuenta su historia. Una historia normal, como la de tanta gente valiente que cada día trabaja, se esfuerza y asume retos.

Se repasan momentos de cualquier persona: el crecimiento personal y profesional. Se reivindica también, de forma sutil, las grandes obras colectivas de país –Juegos Olímpicos de Barcelona- y la propia democracia, al centrar el spot en una mesa electoral el día de las elecciones.

Imágenes seleccionadas que dan ritmo al anuncio. Un ritmo cambiante, no es empalagoso. Solo al final aparece Joan Puigcercós haciendo una defensa del voto por su partido.

PPC

El spot del PP de Catalunya es el ejemplo paradigmático de política de las emociones. En este caso, del miedo. Tonos oscuros, música lenta, grave. Genera tensión, nervios. La empatía con el protagonista es total: se comparte su rabia.

Los conservadores rescatan otra técnica habitual en los spots electorales: dibujar situaciones hipotéticas. El anuncio muestra el 28 de noviembre de 2011, con Mas como president apoyado en Esquerra. Anuncian la celebración de un referéndum de independencia. Las reflexiones del protagonista sueltan algunos de los argumentos típicos que pueden sentirse en tertulias y espacios de la TDT –la trinchera- como la contraposición de nación a los problemas económicos, etc.

Tras el negro panorama, llega el color y la música optimista y el alegato final de Sánchez-Camacho, de blanco y rodeada de otros candidatos de su partido.

La versión corta del anuncio prescinde de la música y acorta el relato, con menor efecto emocional.

ICV

Iniciativa juega con las imágenes, que ejemplifican de lo que habla la voz en off, y la música. Una elección musical distinta y hasta cierto punto sorprendente ya que juega con el cerebro del votante. Por un lado, recibe una carga de mensajes negativos… por el otro, una música esperanzadora, alegre.

Al final del spot aparece el candidato Joan Herrera que recuerda que “El futur no està escrit”, cerrando el anuncio y ligando toda la idea del mismo: las utopías pueden ser realidades que cambien la situación negativa del día a día.

Ciutadans-Ciudadanos

Lo presentaron hace semanas. Música pegadiza y bailable. Dibuja varias de las situaciones que el partido critica y lo contrapone con las propuestas/ideas del partido contra ello. A medida que se van presentando, los protagonistas se desnudan.

La idea central es la llamada a “rebelarse” a medida que el anuncio sube de intensidad y cada vez más personas acompañan a Rivera, desnudas, tras el candidato.

La dopamina de la financiación

La financiación ha llegado. Con casi un año de retraso, pero ha llegado. Con el incumplimiento de los plazos que establece el Estatut, pero ha llegado. Después de un fin de semana en que todo el mundo daba por hecho el que hoy ha escenificado la vicepresidenta Salgado y, sorprendentemente, Joan Puigcercós; la financiación ha llegado.

Empieza ahora el juego de las diferentes lecturas. El vaso medio lleno o medio vacío. El mantenimiento del expolio fiscal o la falta de solidaridad entre las comunidades autónomas. En todo caso, tendremos claros quiénes son los padres: Solbes, Salgado y Castells, porque a diferencia de otros acuerdos, este no es uno que levante especial alegría entre algunos partidos del gobierno catalán, como Esquerra.

Y es evidente que tampoco la oposición, CiU y PP, quisiera reclamar ningún tipo de protagonismo de este nuevo modelo: los primeros porque consideran que incumple el Estatuto (aunque algunos afirmen que el nuevo acuerdo es 19 veces mejor que el que alcanzó en su día con el PP al gobierno) y lo ven insuficiente. Los segundos, alegando a la falta de solidaridad entre regiones y, a medida que avancen los días, tal vez empecemos a sentir la cancioncilla de la rotura de la patria.

En todo caso, a falta de ver imágenes donde corra el cava, lo que si se ha desatado este fin de semana es la dopamina, un neurotransmisor que nos hace disfrutar de la sensación de bienestar, de placer, y que da un buen empujón a nuestra motivación. La dopamina se activa especialmente cuando conseguimos una meta, algo que esperábamos con mucho interés. Cuando esto sucede, el cerebro la libera en grandes cantidades.

Hoy, parte de la clase política y los ciudadanos de Catalunya -y de otras partes del Estado también- seguro que han sentido esa dosis extra de dopamina por el acuerdo conseguido. Porque aunque siempre podría ser mejor, es la cifra más alta jamás conseguida.

Seguramente, el cóctel químico habrá sido acompañado de oxitocina, que nos induce al bienestar, a la calma, a la felicidad. Pero cuidado, los líderes que lo hayan sentido deberán ponerse en alerta en nada: aunque Jimenez Losantos haya dejado la COPE, digerir este acuerdo no será fácil para gran parte de la opinión pública. Tampoco lo será en Esquerra, que aunque haya dado el sí al nuevo modelo, es consciente de la oposición interna a esta meta.

Parece que el gobierno tripartito resiste una vez más los rumores de su desmembramiento. Aunque nos deja hechos clave que darán sentido a los próximos meses de la vida política catalana: la comedia de Ridao llega al final de su primer capítulo, aunque aventuro unos cuantos más. Y seguramente, estos no llevaran ni la oxitocina ni la dopamina de la financiación.