Cabreo nacional

Los españoles están muy enfadados. Tan enfadados que no aprueban a ninguno de los dos líderes que pueden hacer algo con la crisis: el presidente Zapatero y el líder de la oposición Mariano Rajoy. Los españoles están tan enfadados, que están dispuestos a que uno de los dos pague por los platos rotos… y al parecer piensan que debe hacerlo el presidente.

Así lo han mostrado las encuestas de Metroscopia para El País y Noxa para La Vanguardia, realizadas tras el anuncio de subida de impuestos y en pleno otoño caliente para el presidente. Según estás encuestas, el 61% de los españoles no aprueba la gestión de Zapatero y el PP aventajaría al PSOE en casi 4 puntos si ayer se hubieran celebrado elecciones. Pese a lo favorable para los conservadores, el 69% también suspende a Rajoy.

Llegados a este punto, los españoles quizás estén muy enfadados por la situación del país. Tanto por la crisis como por el nubarrón que tiene el PP justo encima y que responde al nombre de Gürtel. Benjamin Franklin afirmaba que “siempre hay razones para estar enfadados, pero ésas rara vez son buenas”. Por lo que sea, el enfado se acrecienta. Aunque quizás, en el fondo, los españoles estén muy enfadados porque no encuentran ningún líder que pueda salvarles.

El enfado es una emoción muy particular. Apuntan varios expertos que es un estado de ánimo muy persistente, difícil de controlar. En nuestro interior se produce una especie de monólogo interior que hace que el enojo se haga cada vez mayor. A todos nos ha pasado, empezar cabreados por algo, darle vueltas y hacer la pelota cada vez más grande…

A diferencia de emociones como el miedo, el enfado aparece cuando nos sentimos amenazados de forma simbólica. Como podría ser la subida de impuestos, por ejemplo. A partir de ahí, nuestro cerebro experimenta unas auténticas explosiones de actividad que acaban generando acciones. Como no votar al partido del gobierno.

La política del enfado es más importante de lo que parece. Muestra más corrientes de fondo de lo que nos podría parecer a simple vista. ¿Os suena eso de la venganza se sirve en plato frío? Pues eso, la venganza es una de las múltiples expresiones del enfado y lo que nos muestran las encuestas en que se está tramando algo.

La singularidad de esta política del enfado es que no la dirigen los partidos. Ni los que gobiernan ni la oposición. Ocurre. Son percepciones del electorado –alimentadas, claro está, por medios y partidos- pero que cuecen en el subconsciente del elector. Hasta que ocurre algo muy grave –como el 11M- o llega el día de las elecciones. Entonces la corriente se hace realidad en un vuelco electoral o en un castigo contundente. Aunque parece que aún queda un largo trecho para ello.

El enfado de los españoles crece y crece. Y parece que va para largo.

Comments
4 comentarios to “Cabreo nacional”
  1. Yo creo que el “cabreo” de los españoles va dirigido por principio contra quien ha recibido el mandato y tiene la obligación de gobernar, sea cual sea su signo político. En este caso parece que el enfado contra el Gobierno socialista es monumental y está basado pincipalmente en dos cosas:en el engaño que supuso negar la existencia de la crisis por motivos electorales, y en una subida de impuesos que afecta directamente a la clase media, en un momento grave de recesión económica. Cosa diferente es que además los españoles no se sientan suficientemente motivados por la oposición del PP, pero eso es “harina de otro costal”….

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Los españoles están muy enfadados. Tan enfadados que no aprueban a ninguno de los dos líderes que pueden hacer algo con la crisis: el presidente Zapatero y el líder de la oposición Mariano Rajoy. Los españoles están tan …

  2. meneame.net dice:

    Cabreo nacional…

    Los españoles están muy enfadados. Tan enfadados que no aprueban a ninguno de los dos líderes que pueden hacer algo con la crisis: el presidente Zapatero y el líder de la oposición Mariano Rajoy. Los españoles están tan enfadados, que están dis…

  3. [...] Albert Medrán dibujaba ayer la situación de cabreo nacional latente en el electorado español que revelaban las encuestas de este fin de semana: El 61% de los españoles no aprueba la gestión del Gobierno, el 69% suspende a Rajoy, y a pesar de ello el PP aventajaría al PSOE en intención de voto en algo más de tres décimas. [...]



Leave A Comment

Sobre este blog

/ Blog de Albert Medrán
// Cambiando el mundo en Change.org
/// Director de comunicación
//// Mejor blog de actualidad "Premis Blocs Catalunya 2008"